¿Se viene Amazon Bank?

0

Recibo gacetillas de prensa todos los días y suelo ignorarlas. De hecho ni siquiera sé por qué me las mandan a mí, que nunca las publico en el blog. Uy, acabo de recibir una que sí estoy publicando en el blog. Y que se abran las esclusas. Por Chris Skinner

¿Qué pasará el día que Amazon abra un banco? No es una idea tan inverosímil según la conclusión de una publicación sobre el informe del Foro Económico Mundial de ayer, según la cual es bastante probable y supone un riesgo mucho más grande para los bancos que cualquier FinTech del mundo.

Si bien esta gacetilla de prensa se basa en el supuesto de la adquisición de Capital One por parte de Amazon, un invento que Banking Technology publicó en febrero, no es descabellado pensar que Amazon podría pasarse al sector financiero. Solo lo haría para cubrir áreas sencillas, como servicios de pagos y préstamos para sus comerciantes, ya que un banco con todos los servicios exige otro tipo de estructura. Sin embargo, dado que Capital One es uno de los usuarios más importantes de los Servicios Web de Amazon, lo que no es tan fácil podría simplificarse repentinamente. Algo para pensar…

¿Amazon puede destronar a los bancos?

¿Es posible que pronto estemos abriendo una cuenta en el banco Amazon y solicitando préstamos e hipotecas al gigante del comercio electrónico? Según los expertos de ParcelHero, empresa líder de entregas de comercio electrónico, la industria financiera del Reino Unido puede estar segura de ello.

¿Amazon se está preparando para pasarse a la industria bancaria? Algunos informes de principios de este año según los cuales Amazon estaba evaluando comprar el banco estadounidense Capital One dan cuenta del hecho de que controlar la forma en que compramos bienes, además de dónde lo hacemos, sería un gran negocio para el gigante estadounidense.

Y según los especialistas de ParcelHero, es posible que Amazon también esté evaluando posibilidades con el sector bancario británico, gracias a un cambio de 2013 en las reglamentaciones que permite que los “bancos en línea” se sumen a los proveedores de servicios bancarios para el público minorista.

David Jinks, director de Estudios de consumo de ParcelHero, miembro del Instituto de Logística y Transporte, dice que “sigue habiendo especulación acerca del interés de Amazon en Capital One en los EE. UU”. Se trata de uno de los diez bancos más importantes en Estados Unidos, con activos por unos 334 mil millones de dólares, y tiene una cartera gigantesca de clientes de tarjetas de crédito. Si bien el plan de Amazon de adquirir Whole Foods preocupa al gobierno estadounidense porque corre el límite de monopolio minorista, una adquisición en un sector que no tiene ninguna relación no sería un problema. Capital One ya hizo las gestiones para que sus servicios sean compatibles con el Sistema de comunicación inteligente Alexa de Amazon, y hay oportunidades importantes para el futuro”.

Y se trata de una movida que también funcionaría muy bien en el Reino Unido, dice David: “hoy es más difícil encontrar sucursales de bancos locales en las avenidas que dodos, pero la industria de bancos en línea en el RU está floreciendo. Cerraron más de 9.000 sucursales de bancos y cooperativas de préstamos para viviendas en los últimos años, pero se anunció la apertura de unas 50 compañías del sector bancario en línea desde que se alivianó la carga regulatoria. No obstante, creemos que la batalla más difícil para los bancos establecidos no será contra competidores de la industria bancaria, sino contra el más grande de los disruptores de esa industria, Amazon”.

David explica que “como resultado de las regulaciones más laxas a partir de 2013, se anunció la creación de una serie muy diversa de compañías nuevas, desde Atom Bank hasta Zopa. El indudable interés de Amazon en Capital One probablemente sea una señal de lo que depara el futuro. Amazon podría crear su propio banco en el RU desde cero, pero eso podría implicar superar algunos obstáculos regulatorios importantes. Algunos de esos bancos “novatos” en el RU ya se están consolidando y a algunos les resultaría interesante un contacto por parte de Amazon. La absorción de uno de estos bancos que salen a competir parece ser el escenario más realista. Ser propietario de su propio banco podría ser clave para las metas de largo plazo de Amazon”.

Y según revela el último análisis de la industria de ParcelHero, Amazon ya es un jugador notablemente importante a la hora de financiar y prestar dinero en el RU. Para David “Amazon ya es un prestamista de dinero completamente establecido en el segmento de minoristas pequeñas y medianas del RU. Amazon presta dinero a comerciantes en los EE. UU., RU, Europa y Japón a través de su división Amazon Lending. Esta unidad de negocios ha prestado más de 1,5 mil millones de dólares. Amazon usa sus propios datos internos para los análisis crediticios, y suele aprobar préstamos por montos que van de los 1.000 a los 75 mil dólares, con plazos de tres a seis meses”.

“Además la compañía ya tiene su propia tarjeta de crédito en el RU, Amazon Platinum Mastercard”, añade David. “La tarjeta ofrece puntos de recompensa por cada compra pero, en el detrás de escena, el verdadero administrador de la tarjeta en el RU es NewDay, y Amazon solo oficia como intermediario. Si Amazon creara su propio banco o comprara uno ya establecido, el acceso a toda la información de tarjetas de crédito le aportaría aun más información acerca del comportamiento de compras de sus clientes”.

Los servicios de pagos de Amazon también avanzan a paso firme: son servicios para que los proveedores de servicios y productos de su Mercado en línea acepten pagos en EE. UU. Europa. “Y eso bajo ningún punto de vista es todo”, dice David. “En 2016, la empresa de comercio electrónico lanzó “Pay with Amazon” en Francia, Italia y España. Se trata de un servicio parecido al de PayPal que permite a los usuarios pagar por compras que no hicieron en Amazon, incluidos servicios del gobierno, seguros y viajes”.

No solo los comercios minoristas de venta al público se benefician con los servicios de préstamos y crédito de Amazon. En algunos mercados, el gigante del comercio electrónico ofrece a sus clientes además la posibilidad de hacer pagos diferidos.

Y para David podría haber un mercado importante para un banco de Amazon: “¿realmente querríamos una cuenta bancaria en un banco de Amazon o confiamos más en los bancos grandes con trayectoria? Según una encuesta reciente de Accenture, el 40 % de los encuestados de la generación millennial evaluaría pasarse a una cuenta bancaria de Amazon (o Google). Los millennials estadounidenses se mostraron todavía más entusiasmados: 50 % de ellos respondieron que evaluarían utilizar los servicios bancarios de los gigantes del comercio electrónico”.

La conclusión de David es la siguiente: “pensemos en los beneficios a los que podría apelar un banco de Amazon para atraer a más gente a su esquema de Prime Membership (membresía de lujo). Desde tasas o intereses más atractivos hasta la posibilidad de ganar más puntos al compras con sus tarjetas, Amazon podría atraer a un nuevo grupo de miembros Prime. Y debemos recordar que esos miembros gastan aproximadamente el doble en Amazon que quienes no lo son”.

El último informe de ParcelHero, Amazon’s Prime Ambition, revela de qué manera la compañía se propone convertirse en el canal proveedor de todos los productos y todos los servicios.

* Texto extraído del blog “The Finanser”

Share.

Comments are closed.