Industria y construcción consolidaron su recuperación en diciembre

0

El Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec) publicó los índices de Producción Industrial Manufacturera (IPIM) y de la Construcción (ISAC), ambos con desempeño positivo.

La industria y la construcción confirmaron su mejora en diciembre, según se desprende de los los índices de Producción Industrial Manufacturera (IPIM) y de la Construcción (ISAC) publicados por el Indec.

La consultora ACM desarrolló un informe sobre ambos indicadores

1. El Índice de Producción Industrial manufacturero (IPIM) reflejó una suba del 4,9% a/a para el mes de diciembre, en línea con la variación positiva del mes anterior. Por otro lado, en términos desestacionalizados, hubo una variación mensual positiva pero que se desaceleró con respecto al registro del mes anterior, la misma ascendió a 0,9% m/m, ubicándose el nivel de producción por encima de los niveles pre pandemia en promedio. En lo que respecta al año en su conjunto, la industria sufrió una caída del 7,6%, siendo el sector de “Otro equipo de transporte” (-37%) el que presentó la peor performance, mientras que “Maquinaria y equipo” (4,1%) fue el rubro que menos sufrió la actual crisis fundamentalmente por la producción de Maquinaria agropecuaria, demanda impulsada tanto por ser uno de los sectores que opero sin restricciones como también por el impacto que tienen la actual obligación a liquidar y las tasas de interés bajas en moneda local.

2. En diciembre, de las 16 divisiones de la industria manufacturera, 11 de ellas exhibieron una variación interanual positiva. En este sentido, si bien existe una recuperación prácticamente de todos los sectores, las velocidades están siendo a diferentes ritmos (evidenciado en la heterogeneidad de las variaciones) no sólo por el efecto histéresis de la pandemia sino también por las distorsiones en los precios relativos y las restricciones a la importación. El rubro con la variación negativa más pronunciada fue “Otro equipo de transporte” (-14,7%) donde igualmente cabe destacar que la fuente de la variación vendría siendo el rubro que incluye a la construcción y reparación de buques, embarcaciones, aeronaves, etc., rubros muy afectados por la pandemia, mientras que el rubro de Motocicletas presentó una evolución muy positiva (125,1%) ante las mayores facilidades crediticias para adquirir este tipo de vehículos. Dicho sector fue seguido por “Refinación del petróleo, coque y combustible nuclear” (-13,3%) en línea con la reducción en la movilidad que trajo aparejada la pandemia y el atraso que persiste en los precios locales combinado con la baja en la rentabilidad por la baja en el precio internacional. Cabe resaltar que Asfalto tuvo una variación considerable (32,5%) producto del reinicio de la Obra Pública. Finalmente, el sector de “Alimentos y bebidas” (6,6%) sufrió una variación muy negativa en comparación con lo observado a lo largo del año. En este sentido, el paro del gremio de aceiteros fue el principal driver en dicha dirección.

3. Por otro lado, el rubro de “Prendas de vestir, cuero y calzado” tuvo una variación más moderada (-4,1%) el cual continúa afectado por la pérdida en los ingresos de la población y la elasticidad que presenta dicho sector con respecto al ingreso.. Sin embargo, de cara a una recuperación de los ingresos, podría gozar de un fuerte dinamismo producto de las restricciones a la importación y el tipo de cambio real alto.

4. Por el lado de las variaciones positivas, uno puede observar un comportamiento muy bueno del sector de “Vehículos automotores, carrocerías, remolques y autopartes” (40,6%) en línea con las mayores restricciones a la importación de vehículos como el impacto que tiene la brecha cambiaria sobre la demanda de automóviles. Por otro lado, el sector de “Maquinaria y equipo” (35,3%) empujado, prácticamente en soledad, por “Maquinaria agropecuaria” (81,7%) impulsado no sólo por las restricciones a la importación, sino también por la compra adelantada de insumos y maquinaria en el sector agropecuario ante el tamaño actual de la brecha cambiaria. En la misma línea se pudo observar la evolución positiva del rubro de “Otros equipos, aparatos e instrumentos” (27,6%).

5. El INDEC también publicó el indicador sintético de la actividad de la construcción (ISAC), que registró una variación positiva del 27,4% a/a, presentando por segundo mes consecutivo una variación positiva, índice que parecería confirmar lo dicho en informes anteriores que sería uno de los sectores que lideren el rebote de la actividad. Por otro lado, la variación desestacionalizada intermensual mostró una variación del 4,3%, lo que muestra que el proceso de recuperación de la construcción continúa a buen ritmo y acelerándose. En cuanto al año en su conjunto, el sector de la Construcción sufrió una caída del 19,5%, con una caída muy pronunciada asociada a las restricciones inherentes a la pandemia.

6. Observamos el desenvolvimiento del “Asfalto” (46,2%), que viene evidenciado una fuerte recuperación en línea con la reanudación de la actividad como también la suspensión de diversos programas de Gasto Social transitorios por la pandemia. Otro rubro interesante para analizar la dinámica dentro del sector es el rubro “Hormigón elaborado” (22,2%), el cual si bien es afectado por las restricciones, la demanda de dicho insumo viene incrementándose ante las mayores habilitaciones a obras de gran escala como también una mayor disponibilidad de crédito ante la suspensión de las restricciones a otros sectores de la actividad. En este sentido, a la recuperación de las obras de pequeña escala durante los meses anteriores, se le estaría sumando una recuperación más lenta de las obras de gran escala.

Share.

Comments are closed.