Las fintech argentinas aceleran su proceso de expansión internacional

0

Se multiplican los casos de desembarco en distintos países de América latina. México es uno de los destinos favoritos y cuenta con una ley específica para el sector. También varias se animan a desembarcar en Europa. Quiénes son los que picaron en punta.

El desembarco de Ualá en México, anunciado la semana pasada por su CEO, Pierpaolo Barbieri, es un ejemplo más del desembarco de las fintech argentinas en el exterior. Se trata de una tendencia esperable y hasta natural para compañías que nacieron en la Argentina pero con la idea de expandirse internacionalmente.

Con el “expertise” adquirido en el mercado local, la idea de Ualá es replicar la expansión en tierras mexicanas, donde también hay un importante porcentaje de la población totalmente fuera de la bancarización y los pagos digitales.

Varias compañías locales ya emprendieron exitosamente el proceso de “internacionalización” y hay varias que están haciendo fila. La mayoría de las compañías aprovechan su estructura local para crecer en otros países aunque también incorporan empleados en cada mercado. Ualá, por ejemplo, inició una búsqueda de 30 personas en México y de otras 60 en la Argentina.

La crisis que vive el mercado argentino también es una de las causas que acelera la tendencia, aunque la mayoría de los ejecutivos no lo reconocerán. Pero en muchos casos con socios internacionales, la necesidad pasa por abrir nuevos mercados y también diversificar la inversión ante los riesgos que presenta el mercado argentino. La caída del nivel de actividad y la devaluación de la moneda son escollos que ponen a prueba a las empresas y las fintech no son la excepción.

Una de las pioneras en el sector en materia de desembarco internacional es Mercado Pago, obviamente de la mano del crecimiento de Mercado Libre en prácticamente toda Latinoamérica.

La compañía que lidera Marcos Galperín cuenta con 10 millones de usuarios a nivel regional y registró un 95% de incremento en el pago de servicios e impuestos en el segundo trimestre, como consecuencia de la pandemia.

Además, entre Argentina, Brasil y México registra 11,4 millones de usuarios que ya invirtieron sus saldos a través de Mercado Fondo. Pero los números de la expansión regional no terminan ahí. Ya emitieron 6,6 milllones de tarjetas prepagas y 1,8 millones de Mercado Point, el dispositivo que le permite a los comercios cobrar con tarjeta.

Entre los tres países, Mercado Crédito otorgó 8,8 millones de préstamos por USD 1.200 millones, ayudando a más de 450.000 PYME.

Otra de las fintech que en los últimos tiempos optó por la regionalización luego de crecer fuerte en la Argentina, y también con el ánimo de diversificar regionalmente su cartera, es Wenance. La compañía fundada por Alejandro Muszak ya está operando hace un tiempo en Uruguay y pisa fuerte en España, luego de un primer año en el que tuvo que pagar derecho de piso. En la compañía quieren aprovechar el fondeo internacional que reciben para crecer en otros países de Europa (como Suecia y República Checa) y en otros países de la región como México.

El volumen de generación de préstamos en España ya iguala al mercado argentino, en parte por el crecimiento en ese mercado y también por la devaluación del peso, que implica una caída en el monto de los préstamos en moneda dura.

Pero la lista de empresas que consiguió llevar adelante una exitosa expansión regional es numerosa. Uno de los casos más emblemáticos es Veritran, que hoy tiene nombre propio en casi toda la región y participa en los grandes eventos de la industria fintech que tienen lugar en los Estados Unidos, como Finnovate y Money2020.

“A nivel corporativo en 2020 a pesar de la pandemia, pudimos mantener nuestros planes de expansión y abrimos operaciones tanto en España como en Brasil. Además en estos últimos meses hemos colaborado con el desarrollo de tres proyectos de billeteras digitales que se desarrollaron en tiempo récord para atender las necesidades de la pandemia. Estos proyectos son Cuenta DNI, BNA+, en Argentina y YOLO para Bantrab en Guatemala”, explican en la compañía fundada por Marcelo González.

La compañía, lider global en desarrollo “low code” firmó un acuerdo con Mambu, plataforma global de banca en la nube, para avanzar en una alianza estratégica que permita acelerar la digitalización de los bancos en la región.

“Esta colaboración permite integrar la capacidad de construcción de canales digitales de VeriTran con la plataforma SaaS de Mambu, resultando así en una solución integral que ayudará a los bancos en Estados Unidos y América Latina a lanzar sus aplicaciones digitales en cuestión de semanas, no años”.

GeoPagos –a partir del liderazgo de Sebastián Nuñez Castro- es otra compañía con base en la Argentina, pero que ha conseguido en pocos años un envidiable crecimiento en toda la región. Ya posee oficinas en Argentina, Estados Unidos, México, Perú y Chile y tiene en la mira la apertura de oficinas en Uruguay. Además de estos países, también tiene muchos clientes en Bolivia, seis países de Centroamérica y Ecuador. Obviamente la pandemia también aceleró los tiempos de bancos y otros prestadores para ofrecer opciones de pagos digitales a través del celular, que es su especialidad. Entre otras tecnologías, fue pionero en introducir en la región soluciones de pago mPos y ahora ya está ofreciendo la tecnología “tap on phone” para efectuar pagos directamente desde el celular a través de NFC.

Otro caso de fintech argentina que desde hace varios años consolida su presencia regional es Afluenta, la red de préstamos de persona a persona (P2P). Ya tiene presencia en Perú y en México, en cada caso adaptando su actividad a las propias regulaciones. En el caso del mercado mexicano, por ejemplo, tienen su propia Ley Fintech, en la que también entra Ualá. Sin embargo, para las billeteras digitales y compañías de créditos on line luce más sencillo comenzar sus actividades en terceros mercados que para un banco, debido a las fuertes regulaciones que rigen la actividad en todo el mundo.

Increase, la compañía fundada por Sebastián Cadenas para ayudar a los comercios a ordenar el flujo de pagos que reciben con tarjeta, también emprendió el mismo camino. La crisis argentina aceleró los tiempos y lo llevó ya desde el año pasado a operar en tres mercados fuera de la Argentina: Ecuador, Colombia y República Dominicana, donde también pudieron probar exitosamente el modelo que logró imponer en la Argentina.

 

 

 

Share.

Comments are closed.