Por qué Longvie solicita reestructurar su deuda

0

Lo anunció la compañía en un comunicado a las autoridades bursátiles. Se trata de las Obligaciones Negociables (ON) Clase IV emitidas en noviembre de 2017, por $150 millones.
La fabricante de artefactos para el hogar Longvie anunció hoy que buscará restructurar parte de su deuda por problemas de liquidez, de acuerdo con lo informado a las autoridades bursátiles.

El presidente de la compañía, Raúl Zimmermann, explicó en una carta a la Comisión Nacional de Valores (CNV) que la ocmpañía “iniciará conversaciones con entidades bancarias y tenedores de la Clase IV de Obligaciones Negociables emitidas en el mes de noviembre de 2017, con el propósito de redefinir el perfil de vencimientos de su deuda financiera, a efectos de adecuarlos a la capacidad de generación de fondos de la Compañía”.

Longvie emplea a más de 800 personas en sus tres plantas ubicadas en Buenos Aires, Paraná y San Fernando de Catamarca en las cuales produce lavarropas, lavasecarropas, cocinas, hornos, anafes, calefones, termotanques y calefactores para el mercado interno e internacional.

De acuerdo con el último balance presentado por Longvie, la empresa registró en los primeros nueve meses de 2018 una pérdida de 6,3 millones de pesos, que se comparan contra una ganancia de 14,8 millones en similar lapso de 2017.

En el periodo enero-septiembre de 2018 la facturación se incrementó en un 1,7% y hubo una disminución del 24% en las unidades vendidas respecto a igual periodo de 2017.

La empresa comunicó que esos nueve meses de 2018 continuaron siendo marcando por “importantes movimientos negativos de variables macroeconómicas como el tipo de cambio y las altas tasas de interés  repercutiendo fuertemente en el nivel de actividad general e inflación proyectados, con sus consecuencias especialmente en la demanda de bienes durables y otros”.

Mencionó que la tasa de interés superó el 75%, repercutiendo fuertemente en el costo de las diversas fuentes de financiación para capital de trabajo.  “Todo esto consolidó un escenario recesivo, terminando de sellar una fuerte retracción del mercado, que las ventas al consumidor por parte de las cadenas comerciales hayan sufrido caídas importantes, y dificultades en la cadena de pagos”, completó.

“En este marco muy desfavorable, el nivel de facturación para el trimestre, medida en pesos nominales, tuvo un  incremento del 6.8% y las unidades facturadas sufrieron una caída del 24%.  Estas cifras comparadas con el mismo período del año anterior, no son suficientes para cubrir el nivel de inflación mencionado anteriormente y generando una fuerte caída de márgenes”, explicó.

Longvie había señalado que continuaba trabajando en la optimización de los niveles de utilización de la capacidad fabril disponible en las tres plantas industriales y que decidió comenzar con un proceso de restructuración.

“La incidencia negativa del resultado financiero es muy importante y se encuentra en niveles preocupantes.  Es necesario que de manera urgente, el Gobierno logre bajar la inflación, las tasas de interés y estabilizar el tipo de cambio”, había dicho en sus estados contables.

Share.

Comments are closed.