Qué dejaron los balances de los cuatro pincipales bancos

0

Galicia, Francés, Supervielle y Macro difundieron los resultados del segundo trimestre. Realidades y certezas de un sector bajo fuego.

Los cuatro bancos principales han presentado sus resultados al 2Q18: la semana pasada lo había hecho Galicia (GGAL), y esta semana que finalizó le tocó a Macro (BMA), Francés (FRAN) y Supervielle (SUPV), destacó un informe de Delphos Investment.

“El denominador común han sido las sorpresas negativas, sobresaliendo la línea de ganancias netas. En ese ítem, tres de los cuatro bancos estuvieron por debajo de las expectativas del mercado lo que le valieron fuertes correcciones tras el anuncio (siendo SUPV el que mayor castigo recibió dado que fue el que más lejos estuvo del objetivo del mercado; la única excepción fue FRAN)”, ponderó el informe.

Esto trajo un evidente deterioro tanto del ROAE como del ROAA, lo cual ha precipitado a los bancos a los valores actuales, sin embargo, hay otro driver negativo, hasta ahora en silencio, y que en el próximo tiempo deberá ser monitoreado con cuidado: la incobrabilidad.

Delphos analizó los balances de os cuatro bancos mencionados, en el contexto económico por el que atraviesa el país:

-El desequilibrio macro y su consecuente efecto recesivo sobre la economía local lleva a que aumenten las carteras de incobrabilidad por una evidente incapacidad de pago. Aún se mantiene en niveles bajos lejos de generar mayores alertas, sin embargo, ya presentan dos trimestres de alzas y, de continuar en dicha tendencia, pueden generar un serio deterioro de los rendimientos.

-El gran detonante que empujó a las correcciones de los bancos en estas últimas jornadas han sido las ganancias netas por debajo de las expectativas del mercado. Ello ha llevado al rendimiento sobre el patrimonio neto promedio (ROAE) hacia valores mínimos en mucho tiempo. BMA rinde por debajo de lo que rendía en junio 2013, GGAL por debajo de junio 2011 y SUPV en su mínimo histórico desde que cotiza públicamente.

-FRAN es el único que muestra una mejora, partiendo de valores muy deprimidos, pero aún lejos de los mejores rendimientos que supo tener. Por otro lado, el rendimiento sobre el activo promedio (ROAA) no se vio tan fuertemente afectado, evidenciando otro inconveniente para los bancos que podría comenzar a surgir también, y es un aumento del costo de fondeo (o, dicho de otra manera, un aumento de la tasa pasiva por encima del aumento de la tasa activa).

-Sin embargo, hace un tiempo venimos hablando de zonas de “precios baratos” y “precios regalados” (ver informe número 1.177, con fecha 10 de agosto 2018) dado que el desequilibrio local y el contexto internacional dan lugar a que, a pesar de estar “baratas”, continúen retrocediendo. Pero, además de ello, hay un driver negativo dormido que comienza a despertar: la incobrabilidad. Es que al analizar su evolución (NPL: Non Performing Loans) vemos que aún se mantiene en ratios bajos, sin embargo, hace al menos dos trimestres que muestran un crecimiento (a excepción de GGAL).

-La contracara de ello es el ratio de cobertura que relaciona las previsiones para cubrir dichas carteras con problemas de solvencia, que también muestra una tendencia negativa, y quizás si en valores que encienden alarmas.

-Por todo ello, es que si bien el ajuste sobre activos argentinos, y en especial sobre los bancos, ha sido feroz (utilizando un índice ponderado por capitalización bursátil, desde el máximo histórico, los bancos han retrocedido más de un 65% en dólares, es decir, una caída de más de US$ 17.500 MM) todavía hay lugar que pueda continuar. Por ello, rememorando aquel informe donde hablábamos de “precios objetivo regalados”, los mismos deberán ser recalibrados, dado que el book value presentado al 2Q18 por las entidades está por debajo de nuestras propias estimaciones.

-Entonces, manteniendo los P/B que darían lugar de entrada a las zonas de “precios regalados” (2,0x, 1,3x y 1,5x para GGAL, BMA y FRAN respectivamente) los nuevos valores objetivos son 22,5 US$/ADR para GGAL, 32,80 US$/ADR para BMA y 8,70 US$, ADR para FRAN.

-Supervielle, tras la fuerte caída del viernes, es plausible que requiera un tratamiento especial, pero, bajo la lógica antes aplicada, el papel ya se encontraría en “zona de precio regalado”, pero con technicals tan deteriorados, resulta muy arriesgado tomar una posición compradora hoy.

Share.

Comments are closed.