En escenario negativo, tasas de Leliq podrían subir a niveles “sin precedentes”

0

¿Qué ocurriría si el mercado percibe una victoria de la oposición después de las PASO? Un informe de Analytica hizo las cuentas.

La tasa de Leliq podría superar el 75% en lo inmediato, en caso de que la oposición al Gobierno logre un resultado positivo en las elecciones PASO del domingo, de acuerdo con un informe de consultora Analytica.

De acuerdo con el reporte de Analytica, en un escenario negativo para el mercado, las variables se comportarìan del siguiente modo:

-El Merval en dólares caería fuertemente.

-El tramo corto de la curva de bonos ajustaría algo más; aunque no operaría en paridades de default. Esto es, actualmente opera con quitas en torno al 20%, más asociadas a una reestructuración. Este escenario es el más probable si obtuviera una victoria la oposición, por lo que caídas adicionales, más asociadas a un default (), serían sólo transitorias y producto del pánico.

-La tasa de interés de leliqs podría superar 75%.

Para evaluar un escenario preelectoral con algunas similitudes al actual, Analytica observó qué ocurrió cuando a mediados de 2011 el mercado percibía un desgaste de la presidenta Cristina Kirchner y las encuestas le daban apenas 30% de intención de voto. La victoria contundente (54%) no sólo fue una sorpresa negativa para el mercado sino que forzó a la gestión reelecta a imponer un cepo cambiario mucho más duro del que operaba desde la crisis de los créditos hipotecarios en USA.

Algunos datos:

-En junio-julio de 2011, el riesgo país promediaba 590 puntos básicos, mientras el promedio de la región se ubicaba en 280 p.b.

-En setiembre-octubre, una vez conocidos los resultados de las elecciones el riesgo argentino creció 50% (hasta 875 puntos) mientras el promedio de la región aumentó 35% (llegando a 375). La reversión de las expectativas de los inversores respecto de la Argentina en este caso se combinó con factores externos, como la caída del índice S&P, impactando fuertemente también sobre el riesgo brasileño.

-¿Qué ocurrió con la formación de activos externos? Luego de que la salida neta de dólares fuera de solo U$S 1.200 millones en el primer trimestre de 2011, pasó a un promedio de U$S 3.100 millones al mes en setiembre-octubre. Allí se engendró el drástico control de cambios conocido como cepo.

-Una reversión de las expectativas respecto de los resultados electorales y un contexto externo algo desfavorable pueden multiplicar por 3 la demanda de dólares para atesoramiento, actualmente en u$S 1.350 millones al mes. Esta situación forzaría al BCRA a colocar la tasa de leliq en niveles sin precedentes, licuando el Merval en dólares y castigando a los bonos soberanos.

-Ahora bien, respecto a los bonos soberanos, teniendo en cuenta que en 2020 todavía quedan ingresos del FMI y quitas del 20%) y no un default (con quitas del 60%), los actuales precios del tramos corto (en torno a los 85 dólares con pagos prometidos por arriba de los 105 dólares) reflejan adecuadamente el escenario más probable si ganara la oposición. Por lo tanto, los precios de los bonos bajarían sólo por sobrerreacción del mercado y encontrarían un piso en algunas ruedas posteriores al pánico inicial. Esto es, teniendo en cuenta la afluencia de fondos adicionales y la posibilidad de una renegociación con el FMI, existen varios pasos previos a un defualt. Recordemos que el 2001 fue precedido por un megacanje y un blindaje.

-Si se asume que las probabilidades de una buena performance del oficialismo y una victoria de la oposición son similares, los efectos post PASO no lo son. El incremento de la tasa de interés y la suba del dólar que esperamos si el mercado percibe una victoria de la oposición serían muy superiores al efecto contrario que ocurriría si el mercado percibe un resultado “favorable” para el oficialismo; sin mencionar los efectos colaterales sobre bonos y acciones antes mencionados.

Share.

Comments are closed.